La “Ley Brunito” no se respeta

Este domingo un niño autista se perdió en Los Olivos y, aunque, por ley la búsqueda de personas con discapacidad debe iniciarse de inmediato, en dos comisarías se negaron a hacerlo

Su nombre es Miguel Ángel López, sufre autismo no verbal —no escucha ni habla— tiene 10 años y este domingo se perdió en las inmediaciones de la avenida Angélica Gamarra, del distrito de Los Olivos.

En cuanto se produjo la desaparición, los padres de Miguel Ángel quisieron presentar la denuncia, sin embargo, tanto en la comisaría de Condevilla, como en la de Comas no la aceptaron porque no había transcurrido el tiempo reglamentario: 24 horas.

Todo ha acabado sólo en un gran susto, este lunes a primera hora de la tarde Miguel Ángel fue encontrado sano y salvo, y ahora ya se encuentra en casa con sus familiares; pero las comisarías que no quisieron aceptar la denuncia deberían ser sancionadas.

Desde 2011 en Perú existe la “Ley Brunito”—Ley 29685 vigente desde 2011—. Esta ley permite denunciar la desaparición de una persona con discapacidad sin necesidad de esperar las benditas 24 horas.

La “Ley Brunito” fue creada debido a la muerte de Bruno Rodríguez Rojas, un niño de 11 años con hipersensibilidad auditiva, casi todos los ruidos y sonidos le molestaban y podían llegar a aturdirlo.

La norma de esperar 24 horas antes de comenzar su búsqueda fue la diferencia entre la vida y la muerte. Bruno fue encontrado muerto en la morgue de Lima al día siguiente de su desaparición. Un tren de Ate lo había atropellado.

Si la búsqueda policial hubiese sido desde el minuto cero de la denuncia, lo más probable es que Bruno aún estaría entre nosotros y su familia no habría sufrido tan terrible pérdida.

Por esto, aunque es grande la alegría de saber que Miguel Ángel ya está en casa, no puedo dejar de señalar que es importantísimo que la policía de nuestro país sea más empática con los casos que se les presentan.

Las primeras 24 horas en la desaparición de una persona son vitales para poder encontrarla y la urgencia es máxima cuando se trata de un niño, más aún si se trata de una criatura discapacitada.

La policía peruana necesita protocolos de actuación en todos los ámbitos porque demuestran incompetencia a la hora de atender denuncias de desapariciones y de abusos de todo tipo. El Ministerio del Interior tiene que actuar YA.

Este blog sobre la desaparición de un niño discapacitado también fue publicado en teleoLeo.lamula.pe

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s