N.G.R.H tiene sólo 13 años y podría ser la siguiente ‘niña madre’ con graves consecuencias para su vida y su salud #NiñasNoMadres [AUDIO]

Producto de una violación la menor quedó embarazada y en los seis meses que lleva de embarazo ya ha ingresado 4 veces de emergencia en el Hospital Edgardo Rebagliati, donde ni siquiera le han comunicado que por su estado de salud tiene derecho al aborto terapéutico

Horas después de publicar esta nota, el juzgado de Familia de Villa el Salvador dictó prisión provisional de 9 meses, para Javier Obenses Enríquez Aguirre presunto violador de N.G.R.H. La menor embarazada protagonista de este reportaje.

Ella está en periodo de latencia, su seguro médico está a punto de expirar y todo en su cuerpo podría estarse preparando para el parto, desde hace dos días sufre contracciones. Ella tiene sólo 13 años, un embarazo de 24 semanas y durante este tiempo ha pasado por dos infecciones de orina, un desgarro y se encuentra en un estado emocional que le impide comer, dormir y hacer vida normal, además, ha tenido 3 crisis nerviosas, en las que ha intentado arrancarse los cabellos y le han tenido que recetar calmantes para estabilizarla. N.G.R.H son sus iniciales y es sólo un año mayor que mi hija. Y mientras este domingo mi hija le hacía una sesión de fotos a una de sus muñecas, N.G.R.H, con sus pocos años, se retorcía de dolor y era ingresada una vez más en el Hospital Edgardo Rebagliati.

El de este domingo 18 de marzo es el cuarto ingreso en el servicio de emergencias de la pequeña, desde las primeras semanas de embarazo ella sufre intensos dolores de vientre. “Mi hija tiene mucho dolor de estómago y se le pone duro, y tal como la ingresan nos mandan a casa y ella sigue igual. Esta vez me han dicho que los dolores son contracciones y es probable que tenga un parto prematuro”, informó su madre a teleoLeo.com. Este lunes, luego de una ecografía, y de manera extraoficial, le dijeron a Virginia Huangal que su niña tiene el útero muy pequeño y que eso también es lo que le podría estar ocasionado tanto dolor durante todo este tiempo.

Si a N.G.R.H le ocurriese algo habrían responsables. Desde la primera vez que la niña ingresó en el hospital Edgardo Rebagliatti ella sólo ha sido atendida en función de la preservación de la vida que alberga y no de la suya propia. Esta afirmación se deduce de lo que la madre manifestó a teleoLeo.com via entrevista telefónica: “Hasta el momento los médicos nunca que no me han comunicado que a mi hija le podrían haber practicado un aborto terapéutico, sobre todo, porque está sufriendo mucho, si me lo hubiesen dicho yo hubiera decidido lo mejor para ella […] no puedo perderla”. 

El aborto terapéutico es un derecho

Desde 1924 la figura del aborto terapéutico está reconocida en Perú y está prevista para casos como el de N.G.R.H, en el que la salud y vida de la madre están en peligro. Con 4 ingresos hospitalarios en menos de dos meses, medicada para el dolor e incluso con pastillas para los nervios y, sobre todo, siendo una menor de 13 años, podemos inferir que el bienestar de ‘la madre’ está en peligro y no practicarle un aborto terapéutico es un delito de omisión pues es una prerrogativa garantizada en el artículo 119 del código penal peruano.

Código Penal Peruano: Aborto terapéutico
Artículo 119°.-No es punible el aborto practicado por un médico con el consentimiento de la mujer embarazada o de su representante legal, si lo tuviere, cuando es el único medio para salvar la vida de la gestante o para evitar en su salud un mal grave y permanente.

Hace una semana una niña de 13 años murió en Ica luego de parir, lamentablemente las estadísticas nacionales no recoge cuántas han muerto por esta causa, ni cuantas han quedado con taras en su salud debido a un embarazo, lo que sí sabemos es que, según datos de Promsex, de cada mil adolescentes 48 quedan embarazadas y que todos los embarazos por debajo de los 13 años son producto de una violación, mientras que el Ministerio de Salud afirma hasta la semana 52 de 2017, el 16% de muertes maternas ocurrió en mujeres menores de 19 años de edad. Con el antecedente reciente de la niña de Ica no entiendo cómo es que los médicos que han atendido y atienden a N.G.R.H ciñéndose a la ley y actúan como corresponde. 

Violación

El embarazo de N.G.R.H es producto de 3 violaciones cuyo responsable, según Virginia Huangal, es Javier Obenses Enríquez Aguirre, un ex vecino de 23 años de edad. Un día la menor se desmayó y su madre la llevó al médico para que la revisará y es ahí cuando se entera que su hija estaba de 16 semanas de embarazo, la niña llora y le explica lo ocurrido. Luego de presentar la denuncia, la familia de Enríquez se ofrece a pagar los estudios de la niña y le proponen casar a la niña con su abusador, a cambio de que retire la denuncia, Virginia no acepta y las amenazas contra ella y sus hijos comienzan a llegar a su casa y vía telefónica.

12519a0c-64cd-49d1-b414-6d156201dd76 (2).jpg

A continuación la conversación que teleoLeo.com sostuvo con Virginia Huangal

 

TeleoLeo.com también entrevistó a Susana Chávez, directora ejecutiva de Promsex, respecto a la negativa del sistema público de salud peruano a aplicar el aborto terapéutico dándose todas las condiciones para hacerlo. 

CEDAW en acción

El 2011 la Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer de la ONU, el CEDAW, responsabilizó al Estado peruano y lo condenó a indemnizar a, por lo menos, una menor por no haber respetado su derecho al aborto terapéutico. L.C luego de múltiples violaciones de sus vecinos quedó embarazada y se intentó suicidar, tirándose al vacío, a consecuencia de la caída debía ser operada de la columna, pero al estar embarazada los médicos se negaron a intervenirla y no cumplieron con su deber: “evitar  daño permanente en su salud” tal como lo señala el artículo 119. L.C fue intervenida tres meses después, y sólo porque tuvo un aborto espontáneo, ahora está cuadripléjica, evacua a través de un sonda y necesita ayuda para todo. Según los informes médicos de haberla atendido a tiempo, otra sería su situación, pero no, había que “salvar las dos vidas” ¿no?

El dictamen del CEDAW emitido 2011 por el caso se L.C, daba una serie de recomendaciones a Perú, entre ellas, “establecer un mecanismo para el acceso efectivo al aborto terapéutico que garantice el derecho a la salud física y mental de las mujeres”, así como, “despenalizar el aborto cuando el embarazo tenga como causa una violación o un abuso sexual”. Ocho años han pasado y las niñas y mujeres embarazadas siguen siendo discriminadas y atendidas en función de preservar la vida del nonato, su integridad física y su bienestar no son prevalentes ni para los médicos, ni para el Estado peruano.

¿Parto inminente?

N.G.R.H está sufriendo y los médicos, 48 horas después de su último ingreso en el hospital Edgardo Rebagliati, han recomendado reposo absoluto debido a las contracciones que viene soportando y que han sido la causa de su ingreso. N.G.R.H, ni ninguna niña deben ser madres, no están preparadas ni física, ni emocionalmente para serlo, no pueden someterse al trauma de  tener un cuerpo en formación dentro del suyo, todo es aún demasiado pequeño e inmaduro en ellas. Además, su madre está preocupada por su seguro médico expira este 25 de marzo y su hija quedaría sin atención.

Permitir que una niña dé vida es matarla de muchas maneras, es revictimizarla, es torturarla y condenarla a lesiones permanentes e incluso a la muerte, por eso, no practicarles el aborto terapéutico en virtud del artículo 119 del Código Penal debería ser punible e incluso debería merecer la pérdida de licencia para los médicos que no actúan según la ley y sus conocimientos, porque luego de tantos años de carrera saben mejor que esta periodista que un niña no puede ser madre.

Virginia Huangal cuida sola de sus hijos, el padre pasa una pensión, pero según asegura, desde diciembre pasado no lo hace y está muy preocupada porque estar pendiente de su hija no le permite trabajar y tiene muy complicado hacerse cargo de gastos como darle de comer a su hijo pequeño al cual no ha matriculado en la escuela por las amenazas que ha sufrido. “Todo es demasiado caro en este hospital y no sé cómo voy a hacer, además el seguro se nos acaba este 25 de marzo”. Desde que se conoció el caso de esta menor, varias feministas a título independiente acompañan a Virginia y la están ayudando en todo lo que pueden, hace una semana realizaron una colecta de dinero, pero todo se acaba, :” Sino fuera por ellas no habría podido pagar los dos meses del cuarto que debía y ya estaría en la calle con mis hijos”. Esperemos que la solidaridad se siga manifestando.

Plantón

Este martes 19 de marzo, el juzgado de Familia de Villa el Salvador realiza la vista para la prisión preventiva de Javier Obenses Enríquez, el ‘presunto’ violador de N.G.R.H, quien hasta ahora figura como “no habido”, por eso y para demostrar su indignación y exigir que el encierro de esta persona, las feministas que vienen apoyando este caso, han convocado a un plantón a las 8 am en dicho juzgado.

ec2af2b9-dc55-4d3b-948c-ba5eeb439388.jpg

Pero hay que hacer más plantones, los que hagan falta: ante el MIMP, para exigirle que vele por la vida y la integridad de las mujeres y niñas del país, ante el Ministerio de Salud para exigirle que los médicos que contratan actúen según su formación y no sus convicciones morales o religiosas; ante el Ministerio de Justicia para exigirle que haga cumplir la ley a los médicos que ni siquiera informan a sus pacientes que en pro de preservar su salud y salvar sus vidas tienen derecho a un aborto terapéutico, y ante el Hospital Edgardo Rebagliati para exigirle a su unidad de Ginecología que velen por la vida de las mujeres a las que atienden. #NiñasNoMadres

Anuncios

3 comentarios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.