Keiko Fujimori promete el oro y el moro para salvarse de la cárcel

Escrito por: Leonor Pérez-Durand

¡Vergüenza! gritaron las mujeres víctimas de esterilizaciones forzadas en la marcha contra Keiko Fujimori, de este sábado 22 de mayo. ¡Vergüenza! de tener en segunda vuelta a quien minimizó su sufrimiento y que ahora, viendo el sentir de la calle, las instrumentaliza, con muy poca fortuna

Luego de la gran marcha en Perú para mostrar repudio a la candidatura de Keiko Fujimori, luego de las encuestas que la sitúan por debajo del candidato Pedro Castillo, este domingo, peruanas y peruanos despertaron con la portada del nada objetivo Perú 21 con los “compromisos” de la candidata del partido naranja, que es también candidata a 30 años de prisión por la investigación en su contra por lavado de activos y pertenencia a banda criminal; por eso ser presidenta es para ella una necesidad. De ganar se blindaría 5 años de la acción de la justicia.

La desesperación de Keiko Fujimori es tanta, que al ver que el teatro de la reconciliación con el hermano, que dice haber visto la muerte con un COVID del que se recuperó en 9 días, no funcionó. Que luego de ver como le impiden la entrada en pueblos y ciudades y luego de ver la marejada de gente que se lanzó a las calles este 22 de mayo para mostrarle su repudio, ahora promete el oro y el moro pisándose ella misma el guion y donde dijo digo ahora dice Diego; pero igual nadie le cree, sobre todo, parte de las directamente concernidas en una de sus promesas.

Entre los compromisos que asume la candidata a la baja está el de «investigación y sanción a las esterilizaciones forzadas». Y lo dice ahora tirándose ella misma una tabla de salvación. Hace unos días Keiko Fujimori muy suelta de huesos dijo a la prensa que este procedimiento quirúrgico e irreversible de control natal había sido un «método de planificación familiar» y negaba, como negó en la campaña de 2016, que practicarlo sobre el cuerpo de más de 300 mil mujeres y más de 20 mil hombres, sin consentimiento real, hubiese sido delito.

Keiko Fujimori, además, tuvo el desparpajo de afirmar esto cuando en sede judicial en estos momentos se hace lectura de la investigación fiscal que incluye 1300 casos de mujeres esterilizadas a la fuerza y con engaños. Mujeres a las que trabajadores sanitarios, que debían cumplir una cuota de esterilizaciones, acosaban yendo a sus casas a convencerlas, por las buenas o por las malas, de que debían esterilizarse porque no «podían seguir teniendo hijos como animales»; también les decían que si no aceptaban el procedimiento las meterían presas y otras amenazas más.

En los casos expuestos se han consignado diversos testimonios en los que las mujeres también cuentan haber sido atadas de pies y manos a camillas para que no pudieran resistirse a ser anestesiadas, aunque a algunas como Gloria Basilio las comenzaron a cortar sin siquiera haberla dormido, así lo explicó a teleoLeo.com en una entrevista concedida y publicada unas cuantas notas atrás. La denuncia fiscal incluye entres los 1300 casos de lesiones graves, 5 por lesiones graves seguidos de muerte.

De las mujeres que sobrevivieron muchas migraron a la capital para tratar las enfermedades contraídas por la intervención o escapando del estigma de ser “inservibles” para sus parejas, porque ya no podían tener hijos para trabajar la tierra; ella mismas ya no podían trabajar como antes: «Perdimos la fuerza» -dicen. Y ahora, Keiko Fujimori, ahora que las cifras le son adversas, ahora ve la luz e instrumentaliza el tema para ganarse el favor de la población. Decir ahora que se compromete con las mujeres esterilizadas a la fuerza por su padre es un burdo manotazo de ahogado.

Decir que se compromete con las más de 300 mil mujeres y los más 20 mil hombres esterilizados, es tan falso como aquella otra promesa que ha hecho en la que asegura: «De ser elegida, el 29 de julio de 2026 me pondré a derecho». O sea, el 2026 cuando ya tenga Ministerio Público y Fiscalía hecho a su gusto y medida; y encima gobernando su hermano sobreviviente de COVID, porque no nos olvidemos que ella, cual ama del país, ya dijo que ha hablado con Kenji para que él sea la alternancia en 2026; o sea, ella ve al Perú como su fundo y su familia los terratenientes.

Maria Elena Carbajal, representante de la Asociación de Víctimas de Esterilizaciones Forzadas de Lima y Callao declaró a teleoLeo.com respecto a la promesa de la candidata Fujimori: «No nos representa, sólo nos da vergüenza de que esté en la segunda vuelta»

Las mujeres víctimas de esterilizaciones forzadas indignadas con la candidata sacaron un comunicado donde a Keiko Fujimori le dicen de todo, menos guapa

También leer: Veinticinco años después 300.000 mil mujeres esterilizadas a la fuerza por el gobierno de Alberto Fujimori siguen exigiendo justicia

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .