Desde una ciudadana desconocida hasta un parlamentario, el racismo sigue campando robusto y henchido en Perú

«Hoy en el trabajo y dado que la conversación así lo llevó, le indiqué a une compañere que la frase ‘como has cambiado pelona’ venía de una poesía de Nicomedes Santa Cruz que normalmente la enseñan en la etapa escolar. Al desconocer lo que le decía, me indicó que ‘eso lo enseñaran en colegios nacionales o de otro nivel socioeconómico’… ¿Será cierto? Me ha quedado la duda puesto que yo estudié en colegio nacional».

Ayer vi este post en un muro de Facebook y no pude más que asquearme y reír por la ignorancia de quien decía que el trabajo del gran Nicomedes Santa Cruz era sólo enseñado en «el colegio fiscal del barrio donde nací». Ella, la del comentario, ni «a cocachos aprendió» a respetar a los demás por su calidad de seres humanos y por lo que todos sabemos tanto de Nicomedes como de Victoria Santa Cruz, su hermana; personas harto cultivadas y valiosas para la cultura de nuestro país.

 

Nicomedes y Victoria

Y es que Nicomedes Santa Cruz, el autor, el gran decimista e intelectual negro peruano es un orgullo para mi raza y para el Perú. Él fue uno de los investigadores más acuciosos que recorrió el país recopilando cantos populares y difundiendo la cultura negra a través de programas de radio y televisión. Junto a Victoria Santa Cruz, otra gran exponente y estudiosa de la cultura negra peruana, se dedicaron a reavivar el folklore negro y en general el folklore peruano que difundieron por Latinoamérica, América y Europa.

Entre otras cosas, por Nicomedes y Victoria sabemos que la Marinera proviene de la zamacueca que según explicaba él deriva de vertientes españolas y africanas; y según ella, deriva del mestizaje o fusión de música y baile traídos por gitanos, esclavos negros de Angola y mulatos que entre los siglos XVI y XVII formaban gran parte de la población de la ciudad de Lima y, sobre todo, de la costa norte del Perú.

«Eso lo enseñaran en colegios nacionales o de otro nivel socioeconómico», la frase es del todo racista y clasista y es una demostración de supina ignorancia y falta de respeto por el que no es «gente como uno», frase denigrante donde las haya. Alguien debería de explicarle a esta señora que las razas no existen y que el racismo responde a una serie de complejos y al desconocimiento científico de la esencia del género humano.

«La palabra “raza” es de origen árabe y fue llevada a Europa, con la invasión árabe a España a partir del siglo XV. Este concepto sirvió al colonialismo portugués y español, para denigrar a “los otros”, africanos y amerindios, justificando ideológicamente su dominación y exterminio, por sus supuestas inferioridades biológicas y culturales. Esta época corresponde al “racismo colonial”».

José Marín González (doctor en Antropología por la Universidad de La Sorbonne y diplomado del Instituto de Altos Estudios de América Latina de París)

Raza humana

Lo que existe es la raza humana y dentro de ese saco estamos todos, lo estuvo también Victoria Santa Cruz y así lo proclamó en una entrevista en la que dijo, que después de estar enfadada durante años por haber descubierto que ser negra era motivo de discriminación, se reconocía como integrante digna y orgullosa de la raza humana y que ya no le importaba si eso le desagradaba a alguien.

 

Ignorancia absoluta

A la señora, la que origina esta nota, por su falta de conocimiento, también habría que decirle que hace mucho se sabe que todos somos genéticamente iguales y que nuestras diferencias de color de piel, textura de cabello y demás características físicas dependen de nuestra adaptación al medio. Así, los africanos son negros pues su piel contiene más melanina para afrontar las altas temperaturas y para evitar la insolación, igual ocurre con el cabello que es encrespado para proteger el cuero cabelludo.

Los negros, también por los efectos del sol y del calor del continente africano, tenemos la nariz más corta y las fosas nasales más amplias porque en climas donde el aire es cálido y húmedo el objetivo es transportarlo rápidamente a los pulmones; mientras que en Europa, con climas más fríos, las narices son más estrechas y largas para poder calentar y humedecer el aire antes de introducirlo en los pulmones.

Si diseccionamos la frase «eso lo enseñaran en los colegios nacionales” podemos decir que «eso» es lo negro y «lo enseñaran en colegios nacionales», que la cultura negra sólo se difunde entre los que no pueden permitirse un colegio privado y para que no quede duda, la ignorante cabeza de donde brotan estas ideas, remata: «o de otro nivel sociocultural» y con esto reafirma que para ella lo negro está intrínsecamente relacionado con la pobreza.

‘Color Puerta’

Pero esta señora poco ilustrada no es la única que luce su vergonzante racismo y ella es una ciudadana cualquiera, desconocida, sin influencia ninguna sobre la opinión pública, pero qué pasa cuando quien discrimina es un personaje, un político conocido y reconocido que sin ninguna vergüenza también hace gala de esta lacra grabada a fuego en la mayoría de la sociedad peruana. Y la cosa llega hasta la esquizofrenia cuando el que discrimina por raza, sufre discriminación por su orientación sexual.

No sé si es por falta de raciocinio, que no, o por falta de coherencia, que el diputado Carlos Bruce dice en un tweet: «Vizcarra entró en plancha porque había demasiados blancos y necesitábamos un provinciano», un poco más y dice, necesitábamos un ‘color puerta’, como dijo aquella estudiante universitaria a un compañero mestizo, y esto es a todas luces incoherente. Bruce desde que asumió el cargo visibilizó su homosexualidad y luchó por los derechos LGTBI y no puede ser que luche contra la discriminación que le afecta, pero discrimine a quien no identifica como a un igual.

Ante la metida de pata hasta el cuello y la crítica desatada, el parlamentario se ha apurado a explicar lo que quiso decir, lo cual es pésimo, porque si tienes que explicar lo que dices o escribes, mejor piensas dos veces antes de expresarte, máxime si por el cargo lo ideal es ser políticamente correcto y si a eso le sumas tolerancia, solidaridad, empatía y honestidad ya te conviertes en político del año; ojalá encontráramos en el Perú varios a los cuales nombrar, pero ese es ya otro tema.

CARLOSBRUCERACISTA.png

Rommy Arce la concejala peruana del ayuntamiento de Madrid juzgada por unos tuits [AUDIO]

Con mucho esfuerzo, una mujer peruana ha llegado a ocupar un cargo político en la capital española y ahora está pendiente de juicio por criticar el racismo y la xenofobia institucional a causa de la muerte de un vendedor ambulante africano (Foto: El Confidencial)

El 15 de marzo de 2018 murió un ciudadano senegalés en el centro de Madrid, Mame Mbaye se llamaba y su muerte se produjo cuando escapaba de la policía municipal de esa ciudad. Un ataque cardíaco sufrió. Mame Mbaye vivía hace más de una década en España y seguía siendo un ‘sin papeles’ y, como tal, relegado a trabajar ‘en la manta’. Según sus amigos, a Mame no le gustaba ser mantero: vendedor ambulante que tiende su manta para vender sus productos y ganarse la vida. Pero intentando ganársela, la perdió.

Rommy Arce, peruana de nacimiento, es concejala del ayuntamiento de Madrid, es la primera extranjera en ese cargo, ella misma ha experimentado vivir como una persona indocumentada, y por eso no pudo callar. En cuanto se conoció la muerte de Mbaye, Arce publicó unos tuits en los que denunciaba las políticas y actitudes racistas y xenófobas que hacen que, cada día, los inmigrantes indocumentados vivan a salto de mata, buscándose la vida, bajito, sin hacer ruido para no llamar la atención, para que no les pidan: “Papeles”. Y aún así, a veces, sin venir a cuento, la policía les exige identificarse.

“A esta gente la policía urbana la persigue, muchas veces con vehículos motorizados y ellos no pueden más que correr con su manta con varios kilos a cuestas, lo cual significa un sobreesfuerzo”, que en el caso de Mame tuvo un resultado fatal. “En la entrevista en audio no lo he dicho, pero aparte de mi crítica, también soy consciente de que fue la policía municipal la que auxilio a Mame cuando tuvo el paro cardíaco”. (Rommy Arce)

Tuits del mal

2019-03-05 (7)

2019-03-05 (5)

¿Odiadora virtual?

Luego de los tuits, Rommy Arce fue denunciada por un supuesto delito de ‘incitación al odio’ por el sindicato de la policía municipal del ayuntamiento de Madrid, sin embargo, tras apelar, desde mediados de febrero, la acusación fue rebajada y ahora le han abierto un proceso judicial por ‘injurias graves‘. El delito de odio está castigado con prisión de uno a cuatro años y una multa de seis a doce meses. El de ‘injurias graves’ con multa e inhabilitación para cargo público de 6 a meses a dos años.

TeleoLeo entrevistó a Rommy Arce, a continuación el audio.

 

Las conductas castigadas por ‘incitación al odio son:

Quienes públicamente fomenten, promuevan o inciten directa o indirectamente al odiohostilidaddiscriminación o violencia contra un grupo, una parte del mismo o contra una persona determinada por razón de su pertenencia a aquél, por motivos racistasantisemitas u otros referentes a la ideología, religión o creenciassituación familiar, la pertenencia de sus miembros a una etniaraza o nación, su origen nacional, su sexoorientación o identidad sexual, por razones de géneroenfermedad o discapacidad.

Leyendo este tipo penal, es obvio que Rommy Arce no podía ser juzgada por algo que ella misma denuncia públicamente: la discriminación racial y social de la que son víctimas los ‘sin papeles’. “Si no tienes papeles nadie te da trabajo […] si entras a España con una visa de estudios o de turista, tampoco” —señala la concejala—. Para los que llegan a España sin mediar contrato, ni relación familiar, existe la figura del arraigo que tiene 3 modalidades, una de ellas es el arraigo social, concedido a los que viven en España al menos durante tres años y que tienen un contrato de trabajo de 1 año.

Para Mame Mbaye y para otros Mame, la ley de extranjería sólo sirve para discriminarlos, él vivía hace 12 años en España y seguía siendo un ‘sin papeles’ porque, en los tiempos que corren, incluso para los nacionales, desde la reforma laboral de 2012 realizada por el PP —cuando no la derecha— se firman contratos de corta duración que pueden ser hasta de una semana. Así que, es bastante excepcional que a estas alturas alguien pueda presentar un contrato de 1 año de duración.

De ocupación: Precario

Mame Mbaye tenía 34 años y murió por una “parada cardiorrespiratoria” cuando corría escapando de la policía municipal. En cuanto vio venir a ‘los urbanos’, Mame, al igual que sus compañeros, tiró de la soga cocida al borde de la manta en la que tenía los productos que vendía, se la puso a la espalda y corrió; y corrió tan rápido como pudo, porque si lo atrapaban le decomisaban la mercadería y encima, como no tenía papeles lo habrían enviado a un Centro de Internamiento de Extranjeros y de allí a su país. Mame vivía hace 12 años en España, ¿cuál era su país?

De ocupación: Concejala

Rommy Arce llegó a España con 15 años y recién a los 24 pudo obtener la nacionalidad. Trabajó, incluso limpiando casas, se licenció en Historia del Arte, fue una de las activistas del 15M, también se cuenta entre los fundadores de Podemos y es bibliotecaria en la Universidad Complutense de Madrid.

“Mi padre nos abandonó en Perú y mi madre desesperada, como tenía una hermana en España, decidió emigrar; nosotros entramos como turistas y luego nos quedamos. Al principio yo tuve una tarjeta de ayuda humanitaria, que ya no existe, y luego una de estudiante, con ninguna de las dos podía trabajar de manera legal. Mi familia y yo pasamos muchos problemas para tener documentos, yo he sido una ‘sin papeles’, por eso entiendo el drama de aquellos que no pueden regularizar su situación pues eso los condena a la precariedad absoluta”, explica Rommy Arce a teleoLeo.com.

Estado de las cosas

Según el Ministerio de Interior español, sólo en enero de 2019 han llegado a las costas españolas 4.104 inmigrantes, el triple de personas que llegaron en ese mismo periodo en 2019. Cuatro mil personas que llegan a Europa y que no tienen garantizada la documentación para poder trabajar o poder alquilar una vivienda y así pueden permanecer durante años, décadas incluso; lamentablemente la precariedad en la que vivía Mame Mbaye no es extraordinaria.

El caso de Rommy Arce tampoco es excepcional, las sanciones y persecuciones judiciales por ejercer la libertad de expresión están en auge en una España, que ya no tiene vergüenza de mostrarse fascista. Por primera vez desde el final del franquismo, un partido de ultraderecha, Vox —confeso Nazi— ha ingresado a formar parte de un gobierno, el de Andalucía y sus dos proyectos icónicos son: no aplicar la ley de violencia de género y que el servicio de salud entregue los datos de los inmigrantes sin papeles, que reciben o han recibido atención médica, para deportarlos. 

Rommy Arce no es la única imputada por manifestar su indignación por la muerte de Mame Baye en sus tuits, o sea, por decir lo que pensaba; otros 5 usuarios de redes sociales también serán procesados por delito de injurias y calumnias en contra de la Policía Municipal de Madrid.

¿Qué pasará con Rommy Arce?

Desde los partidos de derecha están pidiendo la destitución de la concejala, la alcaldesa Manuela Carmena, mujer de izquierdas, no contempla esa posibilidad, pero ha dicho que sus tuits son “absolutamente imprudentes”[…] “Cuando diriges a una parte de la Policía Municipal tienes que medir las palabras“. Ahora, habrá que ver si la justicia española demuestra ser tan independiente y garantista como presume, sin embargo, recientes casos en los que la libertad de expresión ha sido llevada al banquillo y ha perdido, nos hablan de lo contrario.

En España tenemos a saber: un rapero exiliado en Bélgica porque se le ocurrió hacer un tema contra el rey, otro condenado a 2 años de prisión por lo mismo; titiriteros presos por un guión; 76 tuiteros acusados de enaltecimiento del terrorismo; un cantante y un profesor universitario acusados de injurias, el primero por ‘dedicarle’ una jota a la Guardia Civil y el segundo por unos tuits relacionados con el proceso independentista catalán, y la lista suma y sigue.

Este es Mame Mbaye: “Sobrevivir no es un delito”, pero él no sobrevivió

659357-600-338
(Foto: 20 Minutos)

El ciberacoso y derribo a la mujer tiene muchas caras, una de ella es el racismo [Audio]

Denunciar el abuso puede generar más abuso, pero eso no nos va a callar, ni a mi, ni a las miles de mujeres de todos los colores que estamos hartas de ser tratadas como objetos a los que se puede insultar, acosar, maltratar y hasta asesinar. (Imagen: Revista Mira)

“Vuelve al algodonal”. “Vete a cocinar”. “Negra color Bartola”. “Ya te hemos ubicado”.  Negra ‘ctmdre’ ya rastreamos tu IP”. “No tendremos piedad de ti ‘CTM'”, “Mulata esclava”. Todas estas frases han estado llegando a mi muro de Facebook y al inbox de mi página durante todo el día de hoy y todo porque este sábado ‘osé’ publicar un reportaje sobre el ciberacoso a feministas, defensores de las mismas, comunidad LGTBI y personajes que luchan por la igualdad y el bienestar de todos.

Leer más:  El ciberacoso, deporte de la ultraderecha nacional

Cuidado con lo que publicas negra de mierda

Hoy Juliana Oxenford me entrevistó en su programa transmitido por Exitosa radio. Les dejo el audio de la entrevista donde hablamos del ciberacoso, del riesgo que corren cada día las mujeres, de la desubicada ultraderecha chola y del racismo que pervive en nuestro mestizo Perú.

“Cuidado con lo que publicas negra de mierda”

Luego de publicar un reportaje sobre como algunos grupos peruanos, que profesan amor por la ultraderecha, están acosando en la red a feministas, LGTBI y personas progresistas, he recibido una amenaza. Es síntoma de una sociedad enferma cuando quien informa pasa a ser persona de interés de su propia información

Hoy desperté con algunos mensajes, entre ellos, uno que llamó poderosamente mi atención. Hoy recibí una foto con una pistola y una balas, el arma era sostenida sobre la palma de la mano de alguien sin rostro, era ¿la mano asesina?, ¿la mano que aprieta?, pues no lo sé.
2018-11-12

Sólo sé que esta mano, sosteniendo el arma con su guarnición de balas llega horas después de que publicase un reportaje sobre el acoso en la red ejercido por la ultraderecha chola peruana, totalmente desubicada incluso en su pertenencia, pues difícilmente un latino corresponde a los estándares de pureza racial exigidos por estos grupos.

Leer más: El ciberacoso, deporte de la ultraderecha nacional

Confusiones ideológicas a parte, es terrible como “la carretera de la información”, como le decían al internet en sus inicios, ha permitido que cualquiera con menos de dos dedos de frente pueda vomitar sus enconos y burradas parapetado en el anonimato de la pantalla.

“Negra de mierda”

“Ten cuidado con lo que publicas negra de mierda”: esta es la ‘ingeniosa’ frase que acompaña la mano que sujeta la pistola y es curioso, desde que vivo fuera no había vuelto a sentir las palabras negra y mierda juntas, referidas a mi persona, pero bueno, esto de la globalización y la inmediatez que nos otorga la red tiene sus curiosidades.

David Cruzado es el nombre de quien me dedica la ‘dilecta’ frase’ y me envía la mano con la pistola, sin embargo, David Cruzado parece no ser nadie, parece no ser nada, pues es un perfil de Facebook creado hace menos de 24 horas, es decir, leyó el reportaje, o quizás no, porque leer es todo un ejercicio, quizás sólo leyó el titular, se sintió concernido y buscó la foto que tiene para estas ocasiones y la envió.

NEgrademierda
Foto de portada del facebook de David Cruzado

HoradelaCaratuladeFBdENOTArECIENTEcREACIÓNDEFB
En la galería de fotos, David Cruzado sólo tiene esta foto que dice “subida hace 12 horas”. El ‘pobre Cruzado’ no tiene ni un sólo amigo, ni una sola publicación, lo cual indicaría que se trata de un perfil falso

Más falso que…

David Cruzado, aunque como digo, sospecho que es un nadie y un nada, igual le he contestado, porque todo mensaje merece una respuesta, le he enviado algunas caritas sonrientes y le he dicho que si es tan valiente para enviarme la mano con la pistola, también lo sea para decirme por qué lo hace y que dé la cara, porque yo en cada una de las cosas que escribo pongo mi firma y no amenazo ni me oculto.

Por otro lado, gracias David Cruzado, has confirmado mis sospechas, tú y tu gente sólo quieren acallar a todo aquel que no quiere seguir sufriendo el machismo, ni el totalitarismo, ni el oscurantismo, ni los privilegios de clase de todas las derechas. Y sí pues, esta “negra de mierda” siempre tiene mucho cuidado no sólo con lo que publica, sino también con lo que dice porque las palabras son muy peligrosas y por eso vuelvo a decir David Cruzado: Eres un nadie. Eres un nada.

Pero ojo, que no se entienda tener cuidado con callar, porque lo que menos he hecho en mi vida es callar, quienes me conocen lo saben, nunca he callado y menos ante la falta de argumentos, la prepotencia, los ataques cobardes y la obtusidad de creer que metiendo miedo se desarticula a la gente, pues no; y mucho menos callo ante aquellos que creen que diciéndome “negra de mierda” ‘arrugo’, pues no. Yo tengo espejos y sé lo que soy y lo soy a mucha honra, como decía la enorme Victoria Santa Cruz: “¡Negra, y qué!”

Luego de publicar esta nota, desde otro perfil falso, una nueva amenaza llegó a mi buzón de mensajes . Se vive muy bien amenazando e insultando desde el anonimato.

2018-11-12 (2).png

Este blog sobre amenazas por publicar denuncias de ciberacoso también ha sido publicado en teleoLeo.lamula.pe

 

La policía catalana salva a una menor de ser víctima de una mutilación genital

La aplicación del protocolo para evitar la mutilación genital ha evitado que, en lo que va del año, 12 menores sean mutiladas. Esto demuestra la importancia de la aplicación de protocolos para la atención de casos donde la vida de mujeres y niñas está en peligro. Ojalá el Perú lo entendiera. (Foto: El País)

Escribe: Leonor Pérez-Durand

Los protocolos si funcionan. Esta semana los Mossos d’Esquadra —la policía catalana— ha evitado la mutilación genital de una niña en el país de origen de sus padres. Esto ha sido posible gracias al cumplimiento del protocolo para estos casos, establecido oficialmente desde 2002. En cuanto la policía tuvo conocimiento de los planes de viaje de la familia citó a los padres para decirles que la mutilación genital es ilegal en España y que tampoco puede practicarse en ciudadanas y residentes de este país, estén donde estén.

Activación del protocolo

En junio, la policía se enteró que la menor iba a viajar a Guinea en compañía de sus padres y eso fue suficiente para que el protocolo fuese activado. Los padres fueron informados de las consecuencias para la salud de su hija y de las consecuencias legales si se atrevían a mutilarla. La niña fue sometida a un control pediátrico para verificar su estado, además, se informó a los padres que al volver sería revisada nuevamente y en caso de haberla mutilado, serían juzgados por delitos de lesiones.
La mutilación genital femenina está catalogada como un delito contra de los derechos humanos.
Art. 149.2 Código Penal español: El que causara a otro una mutilación genital en cualquiera de sus manifestaciones será castigado con la pena de prisión de seis a 12 años. Si la víctima fuera menor o persona con discapacidad necesitada de especial protección, será aplicable la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la patria potestad, tutela, curatela, guarda o acogimiento por tiempo de cuatro a 10 años, si el juez lo estima adecuado al interés del menor o persona con discapacidad necesitada de especial protección.
En el marco del protocolo, a los padres también se les hace firmar el “compromiso preventivo”, documento que pueden utilizar en su país de origen para impedir que sus hijas sean mutiladas, también se archiva una hoja clínica que certifica el estado de las menores antes de viajar y en la que se les informa del examen posterior al viaje. Si, a pesar de todo esto, las autoridades sanitarias viesen riesgo de mutilación, lo comunican a la Entidad Pública de Protección de Menores correspondiente y al Ministerio Público que pondría en marcha un proceso para activar medidas cautelares que eviten la salida de la menor del país.
En lo que va del año, en Catalunya, 12 niñas han sido salvadas de esta aberración. Según cifras de la Generalitat en 2017,  fueron detectados y evitados un total de 132 casos gracias al protocolo establecido para evitar esta práctica. Además, en todo el territorio, se realizan talleres informativos y de trabajo con participación de profesionales de la salud y con la población que potencialmente podría verse afectada con esta práctica.  Sin embargo, algunas organizaciones que trabajan este tema demandan mayor esfuerzo y trabajo divulgativo para evitar que más niñas sean mutiladas.

Actores del protocolo

Este protocolo para la prevención de la también llamada ablación, está pensado para ser ejecutado desde varios frentes: la escuela, los centros de salud y la policía. En cuanto los maestros saben que alguna niña va a viajar a su país de origen o el de su familia, donde se practica la mutilación genital, deben dar la voz de alerta a la policía y al centro de salud de su localidad que verificará el estado de la menor antes y después del viaje. Este tipo de coordinación podría ser emulado en Perú para evitar o detectar casos de abusos y  de violencia infantil, así como para tratar los casos de violencia contra las mujeres.
Los maestros son los que están más cerca de los niños y son los que pueden detectar cambios de conducta y de comportamiento que podrían ser significativos de que algo está afectando al menor, ellos podrían convertirse en una fuente de información para la policía comunicandoles lo que ocurre a fin que investiguen. Los pediatras también podrían coordinar con la policía ante la más mínima sospecha de cualquier acto irregular.

…Y mientras tanto en Perú…

Ojalá nuestras autoridades se diesen cuenta de la importancia de tener protocolos de actuación que garanticen un adecuado tratamiento tanto en la recepción de las denuncias, como en la recabación de pruebas. Hace poco publiqué el caso de una joven violada que sospechaba haber sido drogada, ella es una de las víctimas de la falta de rigor de la policía.
Al día siguiente de la violación, en horas de la mañana, ella presentó la denuncia ante la policía que le practicó el dosaje etílico 18 horas después y no le hicieron una prueba de drogas específica para cada sustancia que le podrían haber suministrado.
A raíz de este caso una fuente del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables me confirmó que en el Perú los operadores de justicia no trabajan con un protocolo de actuación porque no lo tienen, luego me dijo que lo estaban elaborando, que me enviaría el borrador, pero no, al final no, porque no estaba acabado y no sabía para cuando estaría.
En Catalunya y en todo España se han salvado cientos de niñas de ser mutiladas por la aplicación de un protocolo que se originó en los años 90, en la consulta de una pediatra catalana, Inma Sau.
Una madre africana le confesó a la doctora Sau, que su marido quería llevarse a sus hijas para mutilarlas; la doctora llamó al padre de las niñas y elaboró un documento en el que decía que, en caso de viajar, las niñas debían volver al país tal como habían salido, lo llenó de varios sellos que encontró en el hospital y se lo hizo firmar.  Al volver del viaje la doctora examinó a las menores, estaban intactas. La iniciativa había funcionado, así que se formalizó y ahora se aplica en todo el país.

Ojalá

En Perú miles de niñas también podrían salvarse, en su caso, de abusos y violaciones. Si hubiese un protocolo de actuación entre las escuelas, el sistema sanitario, la policía y el Ministerio Público esto sería posible. Las mujeres también podrían ser atendidas adecuadamente cada vez que realizan una denuncia por maltratos o violaciones, incluso los casos de feminicidio serían tratados correctamente. Por ahora eso no pasa y cada operador de justicia actúa como cree o le conviene, siendo las únicas perjudicadas las víctimas, mujeres y las niñas que no encuentran en el Estado la ayuda que necesitan.
Las mujeres necesitamos leyes que nos protejan y protocolos de actuación que no nos victimicen. Esta es una tarea que en nuestro país ningún gobierno ha atacado con eficiencia, ni decisión; ahora, que el actual gobierno en su mensaje del 28 de julio habló de políticas con enfoque de género, a ver si hace bien la tarea y se rodea de profesionales competentes que elaboren planes de actuación coordinada y efectiva entre los diferentes operadores de justicia y operadores sociales para hacer frente a tanto maltrato y a tanto dolor.

“Mis padres siempre se preocuparon por mi educación. Ahora sé que hicieron un buen trabajo”.

Este blog fue publicado Somos Afrodescendientes Perú en junio de 2014)

Por Leonor Pérez-Durand. Periodista. (España)

 

Es la segunda vez que escribo para Lundu. Después de más de 10 años de no vivir en Perú vuelvo sobre mis experiencias en mi Lima querida, Esta es la segunda vez que rememoró los episodios de racismo que yo, negra y peruana de nacimiento, viví en mi propio país.

No es agradable recordar los problemas que tuve por mi color, la inseguridad que aquello me generó, porque si ser mujer hace 30 años ya era difícil en un país tan machista, ser negra duplicaba la dificultad y, por lo que sé, las condiciones no han cambiado mucho.

En la Lima que crecí, mi piel era significado de exuberancias a las que no había obligación de respetar, donde una chica como yo –normalmente- había de dedicarse al baile, canto o al vóley. Pero yo bailo sin oído, canto sólo en la ducha y nunca supe cómo ‘matar’.

Mi juventud fue esencialmente agotadora, mis padres siempre se preocuparon por mi educación y pasado el tiempo sé que hicieron un buen trabajo; sobre todo mi madre quien quedó viuda muy joven y fue la que se encargó de infundirme la dignidad y la fuerza de ovarios necesaria para salir adelante.

Fui chica negra en colegio de blancas, así que tengo cuerpo de negra, cara de negra, camino como negra, pero crecí como blanca, lo cual confunde mucho; sin embargo, acabada  la universidad, la sociedad intentó – con poco éxito- ‘ponerme -dizque- en mi lugar’.

Acabada la carrera de Ciencias de la Comunicación, con la ilusión bajo el brazo me presenté al casting de una cadena de televisión. “Buscamos presentadoras para un noticiero y queremos chicas como Cynthia Piedra o María Teresa Braschi”, me dijo el realizador de la prueba.

Ante tal información supe que no sería convocada para ningún cargo en ese canal, pero defendí mi dignidad lo mejor que pude. “Que yo sepa Cynthia Piedra es Miss Perú Mundo, y yo soy periodista, claro que si lo que buscan son chicas rubias yo no soy la persona adecuada”, respondí.

Al ver mi determinación, quien realizaba la prueba me dijo: “En tu currículum dice que hablas francés, así que te pasaremos el prompter y leerás primero en castellano y luego en francés”. Accedí al pedido, pero al acabar la prueba, pedí al productor que me devolviese mi currículum ya que en ese canal jamás iba a tener la oportunidad de practicar ningún idioma, excepto el de la intolerancia y el racismo.