Lo que boquita come, indulto paga

PPK baila. Entre petardos, tamales y panetones el presidente ha indultado al genocida, corrupto y expoliador Alberto Fujimori. Su mala salud es el pretexto. Salud que se vio sospechosamente agravada luego que ‘el demócrata Kenji’ le diera su apoyo para evitar que lo saquen de la silla presidencial. Y aquí se concreta aquello de que “lo que boquita come, indulto paga”